Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Jueves, 12 julio 2018

Verano 2018 (por Manuel García Mata)

Sacar a la palestra todas las incomodidades que se acumulan en Rota durante el verano año tras año puede convertirse en cansino, pero, por mucho que se procure evitar, en este, como de costumbre, también hay motivos para darle publicidad. Rota asume en general estos inconvenientes primero porque su hospitalidad para quienes vienen a disfrutar de nuestro entorno así lo demanda y segundo porque la inyección económica, derivada de la actividad veraniega, y los empleos generados por esta son motivo más que suficiente para entenderlo. Esto es lo de siempre, así que no sería, aunque debiera, tema de bastante enjundia para dedicarle un artículo.

 

En cambio, otra de las alteraciones que se están convirtiendo en endémicas, y estas sí que tienen suficiente relevancia para prestarle mayor atención, son las actuaciones en las playas por parte de las administraciones públicas, que disturban por completo el buen uso de las mismas cuando resulta imprescindible que se encuentren en perfecto estado. Si el año pasado, por no irnos mucho más atrás, nos dejó absolutamente horrorizados que en el mismísimo mes de Agosto, el mes clave de la época turística, destrozasen media playa de Punta Candor para echar arena en el momento más inoportuno, este año las recuperaciones de la arena playera ya han dado comienzo a principios de Julio, no sabemos cuanto durarán, e igual nos fastidian los dos meses, Julio y Agosto, en lugar de uno como el año pasado y además, a parte de Punta Candor, también afectan a la Playa de Costa Ballena, o sea un acierto para fomentar el turismo en Rota. Como es natural todo tiene su parte mala y su parte buena: la mala ya está dicha; la buena es que, gracias a esto nos han sacado por televisión. Mira por donde más publicidad que con la Vuelta a España, pues para la que se lió y el dinero que suele llevarse la organización, no es que suela ser muy rentable. Otra cuestión sería empezar a pensarse cuáles son esos criterios tan rigurosos que otorgan tantas banderitas azules, Q de Calidad, y tantísimas otras banderas que hacen que las playas parezcan un Congreso de la ONU.

 

Como decía aquel, si tal como están las playas de aquí tienen tropecientas banderas, cómo estarán otras. ¡Válgame!

 

Siguiendo con las opiniones populares, estos años anteriores las diferencias de color de las distintas administraciones explicaban estos desatinos por los supuestos odios y envidias entre las diferentes fuerzas políticas en el poder. RRUU y el PP rajaban de la Junta, el PSOE del Gobierno Central, y ahora ¿a quién acusamos? ¿Al Ayuntamiento, a la Junta de Andalucía o a la Demarcación de Costas del Ministerio de Medio Ambiente? Todos del mismo color. Ahora y antes, este humilde servidor, solo lo achaca a la incompetencia; de esa tenemos en grandes cantidades en todos los colores del arco.

 

No nos hemos de olvidar de dar cal y arena a uno de los delegados que mejor valoración está obteniendo entre la ciudadanía, José Antonio Medina. Cal, por la organización de pruebas deportivas que tienen gran aceptación, y arena, por el desmadre, caos, despropósito y más quieran añadir, que supone celebrarlas en mitad del paseo marítimo sin una preparación seria que evite la que se monta entre la gente que participa y quienes pasean por el mismo, ni orden, ni concierto, una verdadera calamidad.

 

Y para terminar, ya que vamos de administaciones públicas, a ver si el concejal delegado de playas, Manuel Jesús Puyana, entre otras cosas, que tiene muchas de qué responder, nos informa de qué ha ocurrido con la escultura de Lokati, que embellecía la playa de la Costilla y que ha desaparecido como tantas otras cosas en esta Rota nuestra, porque por ejemplo también echamos en falta los naranjos de la calle Charco o la otra mitad de decenas de árboles que mantienen sus medios troncos en nuestras calles y paseos por “saecula saeculorum”.


Manuel García Mata

¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
3 Comentarios
Fecha: Viernes, 13 julio 2018 a las 17:34
Roteña
Lo que sí no ha desaparecido son esos horribles focos que iluminan las playas de rota como si estuvieran de dia, que cosa más fea, la p,aya pierde todo su encanto
Fecha: Jueves, 12 julio 2018 a las 18:41
Rebelderota
Buen articulo del Sr Garcia del que estoy de acuerdo con lo que expone.
Fecha: Jueves, 12 julio 2018 a las 12:12
Justino "Tomasito"
Este delegado que usa el paseo marítimo, como si del circuito de velocidad de Jerez se tratara,metiendo más de 1000 motos en dicho paseo a cuento de nada y con una explicación de un niño de "parvulitos"...hablar del otro Delegado de Medio Ambiente,playas,tráfico y no se cúantas cosas más,es hablar de un aprendiz metepatas y con una nota de ineptitud difícil de igualar.Un punto a favor de este verano;parece que el terreno de la Alberquilla están preparándolo para una bolsa de aparcamientos medianamente decente...a ver si hay dinero para no hacer otra chapuza más.

Rota al dia • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados.
Powered by FolioePress