Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Miércoles, 5 abril 2017

Solidaridad limitada

Este fin de semana fui voluntaria en el Banco de Alimentos. En este caso, en el marco de la "Operación Kilo" en colaboración con grandes superficies de supermercados, muchos voluntarios dedicamos nuestro tiempo a recoger alimentos para la gente que los necesita.


Me llamó la atención con la crisis que estamos pasando, la indiferencia con la que te miran algunas personas mientras vistes tu chaleco de voluntario, y sostienes las bolsas para las compras solidarias. Con voz amable das las buenas tardes y preguntas si les gustaría colaborar, mientras te encuentras con respuestas como "no, gracias no queremos nada" o "me lo pensaré".


Entre los voluntarios en la entrada al establecimiento había una chica ofertando un sorteo de un fin de semana gratis para dos personas al cubrir un formulario. A ella sí se acercaba mucha gente para preguntar en qué consistía la campaña, y qué había que hacer, mientras que en muchos casos los voluntarios del Banco de Alimentos pasábamos desapercibidos.


Aún así, se han recogido muchos kilos de comida, pero estaría bien pararnos a pensar lo que podríamos llegar a conseguir si cada persona que entra al supermercado durante los días que se celebran este tipo de campañas, dedicara tan sólo un euro a la compra solidaria.

 

Leticia Río Dovao

¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
3 Comentarios
Fecha: Jueves, 6 abril 2017 a las 14:54
JAUT
Mire señora o señorita Leticia,yo hablo por mí mismo:estoy hastiado de dar tantas veces artículos para desfavorecidos y ya últimamente he optado por decirles cuando me abordan todos los sábados para darme el papelito,¡no gracias!.Esta situación tan incómoda se ha convertido en rutinaria en cualquier supermercado y durante todo el año.Cuando desee colaborar de nuevo no hace falta que me den papel, ni me aborden de ninguna de las maneras.
Fecha: Jueves, 6 abril 2017 a las 09:24
Alfacamp
Al igual q OPINO creo q por ahi van los tiros. Aunque sea sin intención, una persona q haga la compra en varios supermercados se encuentra ese "piquete" en todos.
Falta organización y de todos modos, con poner unos puntos de recogida estratégicos, el resultado podría ser similar sin "incomodar" a nadie; q de todo habrá.
Fecha: Miércoles, 5 abril 2017 a las 16:33
OPINO
Yo creo que se debería crear una plataforma, o algo parecido, que centralizara a todos los voluntarios y las organizaciones que recogen alimentos. No es lógico que haya tantas organizaciones para un mismo fin. Eso puede causar en los ciudadanos cansancio, hastío y recelos. Esa indiferencia puede ser una muestra de lo que digo. Tampoco a todos los que van al supermercado le sobra, porque un bote de leche no es nada pero si te piden varios en un mismo mes..... los sueldos no están para muchas alegrías, aparte de que luego hay comentarios de abusos y falsas organizaciones que tendríais mirar.

Rota al dia • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados.
Powered by FolioePress